Una vieja profesora muy golfa

Este chico tiene una vieja profesora que también va a su casa a darle clases particulares. Cansado de tanto estudio y con ganas de divertirse, sabiendo que tiene fama de golfa, la pone tontorrona y acaba comiéndole el coño y penetrándola, eso sí, después de recibir su mamada. ¿Le aprobará ahora sin necesidad de estudiar para los exámenes?